Dejando que Jesús te conduzca a lo desconocido

Posted: 9/30/2015

Wilmar Zabala, vocation counselorPor Wilmar Zabala
Consejero Vocacional

A los hombres y mujeres que buscan sinceramente seguir a Jesús en sus vidas de manera genuina, por lo general doy este consejo: "¡No hagas preguntas, comienza de inmediato y ten fe en él!" Lo que sigue es normalmente esas miradas que cuestionan en sus rostros. Los dirijo al llamado de los primeros cuatro discípulos como se describe en Mateo 4:18-22. Abran su Biblia y vean lo que quiero decir.

Miren a estos cuatro hombres, Jesús dijo, "Vengan conmigo y los haré pescadores de hombres." Presten atención a los adverbios que describen sus respuestas. Acerca de Pedro y Andrés, las escrituras dice, "Ellos dejando inmediatamente las redes lo siguieron." Acerca de Santiago y Juan que dice, "Y ellos, dejando inmediatamente la barca y a su padre lo siguieron." ¡Inmediatamente! Y así nada más, donde dejaban todo atrás hasta al pobre de Zebedeo y siguieron a Jesús.

Ellos no fueron a casa a hacer sus maletas y despedirse. Ellos ni siquiera preguntaron nada: Ve y síguelo, ¿a dónde exactamente? ¿Por cuánto tiempo? ¿El salario es competitivo? ¿Hay beneficios? No hubo tales preguntas. Ellos simplemente dejaron lo que estaban haciendo y lo siguieron. Su respuesta radical a la invitación de Jesús es lo que hizo toda la diferencia en sus vidas.

La lección es: Cuando se trata de seguir a Jesús y servirle, ¡ve de inmediato y no hagas preguntas! Hay otra lección importante que aprender de las respuestas de los cuatro hombres. Ellos no se sentaron y conversaron. Ellos no sacaron un mapa y empezaron a trazar la línea da acción. Ellos no voltearon a casa y dijeron, "¿Oye, Jesús, puedo pensarlo esta noche y responderte mañana?" Ellos simplemente dejaron que Jesús les guiara a lo desconocido. Ellos simplemente pusieron sus vidas en las manos de Jesús. Eso fue suficiente para ellos.

El discipulado cristiano es sobre una relación con Jesús, una relación de confianza en que el individuo deja a lado la necesidad de controlar su vida y en su lugar poner su vida en las manos de Jesús. Es decir Jesús dirige a la persona a lo largo del camino en el que él o ella no han viajado antes o probablemente no había optado por viajar.

Si te preguntas si Jesús te está llamando a ser sacerdote o religiosa (espero que sea con Glenmary), si te estás preguntando si esa es la persona adecuada para casarte, si te preguntas si estas tomando la decisión correcta para tu familia, si te preguntas si debes participar en ese ministerio o en este, si te preguntas sobre la dirección que tu vida está dirigiendo, la respuesta que estás buscando NO LLEGARÁ teniendo cuidado, por querer estar 100 por ciento seguro, trabajando duro, razonando, o sacado mapas y trazar el curso.

La respuesta que busacas sólo vendrá cuando te permitas ser guiado por Jesús hacia lo desconocido. Amigos, ¡es muy aterrador! Es por eso que la expresión en toda la Biblia es la siguiente: "¡No tengan miedo!" Es fácil para mí entender por qué; el discipulado es sobre un viaje a lo desconocido

Haz clic aquí para leer otras reflexiones misioneras. Y aquí para leer unas reflexiones del promotor vocacional.